el viaje misionero

AUTOR: Pedro. A. Cucunubo. Director nacional de la Fundacion Anawim, misionero, Docente, conferencista, tallerista para jóvenes.   Comparte nuestras notas. Si eres misionero, o buscas a Dios en los pequeños de talles del mundo , comparte tu experiencia, envia tus escritos y videos y los compartiremos en el blog

hoy me encontré con este vídeo durante el viaje a una misión en Riohacha en el 2014. Salimos desde Facatativa bajo la promesa de que el viaje duraría 18 horas por tierra. Sin embargo por el transito, el clima, trancones y demás, duramos 23 horas viajando por tierra.

La espalda ya estaba deshecha, nos dolían las nalgas, teníamos hambre. Yo como coordinador estaba asustado de la reacción de mis compañeros de la misión. Les había fallado, empezábamos mal la misión con un viaje excesivo y agotador. entonces ellos reaccionaron y me regalaron la bondad de Dios en su sonrisa, alegría y entusiasmo.

La risa y la alegría de compartir juntos no pueden faltarle a un grupo misionero. Puede faltar abrigo, alimento, recursos, pero no puede faltar nunca la palabra de aliento y la sonrisa. eso nos hace hermanos